Apoyo a sobrevivientes

Cuando alguien le dice que ha sido agredida/o o violada/o sexualmente, es a veces difícil saber cómo responder de manera genuina, apropiada y que incrementa el poder de la persona. Los profesionales y sobrevivientes son impactados por los mitos que existen en nuestras comunidades sobre este tema. Según las investigaciones, la primera reacción que recibe la/el sobreviviente cuando divulgan lo que les ha pasado es crucial para su recuperación. Si la/el sobreviviente decide divulgarle a usted lo que les pasó, significa que tienen confianza en usted y su reacción puede tener un impacto duradero en su recuperación.

Cualquier profesional puede crear un punto de entrada seguro y competente a los servicios para la/el sobreviviente. Su papel es proporcionar un lugar seguro que le otorga poderes a la/el sobreviviente para que busquen lo que necesiten. Esto se hace al proveer lo siguiente:

Lugar seguro
Actitud potenciadora
Reacción empática
Conocimiento de la violencia sexual

Lugar seguro

Para crear un lugar seguro para la/el sobreviviente, esté consciente de la privacidad y confidencialidad cuando trate las necesidades físicas y emocionales urgentes. Privacidad y confidencialidad: Asegure que la/el sobreviviente entienda las limitaciones que presenta la confidencialidad de la situación. Asegure que entiendan todos los requisitos del reporte obligatorio antes de que le revelen algo. Asuntos físicos urgentes:

¿Tienen necesidades médicas urgentes? ¿Tiene la/el sobreviviente un lugar a donde puedan ir y una manera segura de llegar a ese lugar? ¿Hay alguien que pueda quedarse con él/ella o alguien con el que él/ella se pueda quedar? Si la/el sobreviviente no está segura/o, ¿cómo pueden estarlo?

Asuntos emocionales urgentes:

¿Se siente segura/o emocionalmente? ¿Ha pensado en el suicidio u homicidio? ¿Es posible encontrar apoyo si/cuando lo necesiten? ¿Cómo harán frente a la situación mientras tanto?

Actitud potenciadora

La agresión sexual roba el poder y el control de una persona. Recuperar el control es un paso clave hacia la sanación. Tomar decisiones es una manera fácil pero importante para volver a sentirse fuerte. Permita que la/el sobreviviente decida:

  • De qué hablar.
  • Cuándo hablar.
  • Cuánto detalle abarcar.

Ayude a la/el sobreviviente a entender sus opciones y saber dónde conseguir más información. Sea respetuosa/o de las decisiones de la/el sobreviviente, aunque no esté de acuerdo con ellas. Use lenguaje que conceda poder y que refuerce que la/el sobreviviente puede tomar sus propias decisiones. Por ejemplo, en vez de decir “debe acudir al hospital”, pregunte “¿piensa que quiere acudir al hospital?”.

Reacción empática

Crea. Las/los sobrevivientes de la agresión sexual suelen preocuparse de que nadie les creerá. Dígale directamente a la/el sobreviviente, “le creo”. Trate de no hacer preguntas que suenen como si usted no le cree – por ejemplo, las preguntas que empiezan así: “¿Por qué hizo…?” Cuando la/el sobreviviente siente que le creen, ha ayudado a que empiecen a sanarse. Escuche activamente a la/el sobreviviente. Es natural que el/la respondedor/a tenga sus propios pensamientos y emociones relativos a lo que está escuchando. Es importante mantenerse enfocado/a en lo que está diciendo la/el sobreviviente y lo que necesitan. Esté consciente de su lenguaje corporal. Las palabras empáticas deben apoyarse con lenguaje corporal empático. Reconozca la posibilidad de que la/el sobreviviente no se siente cómoda(o) con el contacto físico. Responda de forma genuina. No use la frase “no es su culpa”. Piense en el contexto de lo que pasó. Por ejemplo, “No pidió que esto ocurriera, usted tuvo confianza en esta persona”. Comunique que las/los sobrevivientes nunca tienen la culpa de la agresión.

Conocimiento

Esté preparada(o) para oír la divulgación:

Sepa más sobre la violencia sexual. Cuanto más sepa de los hechos de la violencia sexual, mejor entenderá y apoyará a la/el sobreviviente.

Si ocupa una posición profesional en la que es probable que reciba divulgaciones, contacte al Centro de ayuda para sobrevivientes de asalto sexual para que venga a su lugar de trabajo y capaciten al personal.

This project was supported by Grant #2009-WF-AX-0014 awarded by the Violence Against Women Grants Office, Office of Justice Programs, U.S. Department of Justice to the Massachusetts Executive Office of Public Safety & Security Office of Grants & Research and subgranted to the Boston Area Rape Crisis Center. Points of view in this document are those of the author(s) and do not necessarily represent the official position or policies of the U.S. Department of Justice or the Massachusetts Executive Office of Public Safety Programs Division.


www.ebree.com